13 ago. 2008

En el recuerdo


Hacía tiempo que se conocía el traslado de la franquicia de los Supersonics a Oklahoma, pero en este blog no nos habíamos hecho eco de la noticia. Por eso recordamos hoy la figura de un equipo por donde han pasado varios jugones de la NBA. 41 años de existencia dan para mucho y es una pena ver como uno de los equipos (ciudad) con más solera y tradición de baloncesto se quedan sin NBA por motivos económicos y políticos. Haciendo un poco de memoria, su mejor momento de la historia, se produce el año que se coronan con el único campeonato de la NBA que poseen en la temporada 1979. Tres grandes de su historia colaboraron en ese triunfo, Jack Sikma, Fred Brown y Gus Williams. Estos tres tienen la camiseta retirada por los Supersonics al igual que otro jugador más contemporáneo como es Nate McMillan. Esta ha sido una franquicia de pocos triunfos y alegrías aunque han tenido rachas de gran nivel en especial en los años 70 y 90, y algunos de los 80. Las actuaciones recientes más importantes de los Sonics datan de los años (1991-1993) y (1995-1998) donde como mínimo llegaron a finales de conferencia. Gran equipo aquel con Gary Payton, Shawn Kemp o Sam Perkins que tanto espéctaculo dieron y como muchos de la época se merecieron algún anillo, (los Jazz de Stockton-Malone, los Kings de Webber...) que el yugo de Jordan y los Bulls no les permitió tener. Al final un 4-2 con los Bulls en 1996 les quitó el sueño que perseguían desde hace tiempo. Lo más actual de los Sonics sin duda fue el proyecto de jugadores jóvenes que empezaron hace un par de años despues de estar mucho años navegando a la deriva. Jugadores como Kevin Durant o Jeff Green se presumían como los próximos ídolos en Seattle, aunque ya nunca por desgracia lo llegarán a ser. Ahora tienen un futuro por labrar en una nueva ciudad que los recibe con los brazos abiertos, pero no cabe duda, de que el aficionado no olvida tanto años de historia y la melancolía aparecera de vez en cuando al recordar alguno de los muchos logos, tan bonitos que caracterizaban a los Seattle Supersonics.